Monthly Archives: November 2007

El Zemi de La Cueva y el espiritu Taino en la Playa Limon

Los Taínos de Guaco con sus zemies, caciques y shamanes

Del domingo 13 hasta miércoles 16 de enero del 1493, Cristóbal Colón fondeaba a bordo de su galeón “La Niña” en la entrada de la bahía de Samaná, donde recibió la visita de un cacique local y entró en relación con un grupo de indígenas, los cuales les contaron de los caribes que a veces los asaltaron (Diario del almirante Colón). Los indígenas de esta zona costera eran los menos pacíficos de los taínos de Quisqueya; frecuentemente tuvieron que enfrentarse con los caribes, los cuales venían en sus canoas desde la isla de Santa María de Guadalupe.

shamanes-y-zemiesEn la época precolombina, lo que se conoce hoy como Miches, pertenecía al subcacicazgo de Macao. En la región existían varias aldeas tainas como Guaco o Cuaron. Los Taínos habitaban en sencillos bohíos en partes media alta, cerca de la costa y en las desembocaduras de los ríos.

¨La vida era muy fácil, con un clima estable, abundante lluvia y vegetación. Con frutas en todas partes…… las tierras más hermosas que jamás hubiera soñado……..¨ ante la vista de Cristóbal Colon.

Hasta hoy en día se mantienen los nombres Taínos de muchos comunidades en la región de las lagunas Limon y Redonda y se sabe de varios cementerios indios. La tierra era muy fértil y fácil de sembrar; los ostiones, manatíes, careyes y tortugas abundaron en las dos lagunas y en la parte costera de la Bahía de Samana; la existencia de muchos ríos y arroyos para lavar el oro convirtieron esta región en un habit privilegiado para los Taínos. La estratégica ubicación en las elevadas lomas a lo largo de la costa les hizo fácil a defenderse de las intrusiones temporales por los caribes, cuales buscaron alimentos, esclavos y muyeres para llevárselos a sus islas en las Antillas menores.

El mundo se cambio con la llegada de los Espanioles

Después de la eliminación de la cultura taina en un lapso de menos de 40 años, cuya población era al momento del descubrimiento casi de 1 millón de indígenas en toda la isla, la región de Miches permaneció más de 250 años deshabitada.

vasilla-taino-de-la-cuevaA principio del año 1808 llegaron las primeras familias procedentes de El Seibo, los cuales cruzaron la cordillera Oriental y establecieron casuchas improvisadas en la zona del Morro, al oeste de Miches. Atraídos por la pesca, estas familias principalmente españolas, comenzaron a habitar después en el Pueblo Arriba y Los Uveros (Jovero), donde se instaló un puesto militar. El 24 de marzo del 1874 la zona pasó a Puesto Cantonal de los Uveros de la sección Altamira, provincia El Seibo (esta provincia se fundó en 1505). En el 1892 el presidente Ulises Heureaux (Lilís) declara el Puesto Cantonal como Sección del Jovero.

En el 1934 la sección Jovero participa por primera vez en las elecciones. Se inscribieron 481 personas de las cuales votaron 478. El 13 de junio de 1935, mediante decreto del general Rafael Leonidas Trujillo Molina, se crea el municipio de Miches, en honor al general Eugenio Miches, el cual fue nombrado gobernador de El Seybo el 9 de enero de 1881 por el presidente Merino.

En los años 50, la zona salió definitivamente de su aislamiento. Se construyó la carretera Higüey – Miches en el trayecto ahora existente. Era el inicio de un significante crecimiento con la fundación de varias comunidades en su orilla y el fomento de la producción agrícola.

playa-limon-native-style-1.jpg“Hoy en día le toca al turismo internacional a explorar y desarrollar el esplendor y la belleza caribeña de esta parte costera en la entrada a la bahía de Samana. Recordándonos al espíritu de los Zemies, los caciques y shamanes, debíamos encontrar con paz y calma el modo de revivir un paraíso perdido y reconvertir este diamante sin brillar al lugar de cual estuvimos sonando desde que nacimos.”

o

El Zemi de la Cueva en la Playa Limon

el-zemi-de-la-cuevaLos taínos creían en la existencia de espíritus o almas, no sólo en sus propios cuerpos sino también en algunos árboles, rocas y otros fenómenos naturales. Los espíritus de los vivos se llamaban goeiz, mientras que los de los muertos opia. Durante la vida, los goeiz podían dejar el cuerpo, pero después de la muerte iban como opias a un paraíso terrenal llamado Coaibai, que se decía era un valle remoto en alguna parte de la Hispaniola. Los taínos eran diestros talladores. Algunas de sus obras más características eran unas piedras o tallas de madera, a veces de tres puntas, que se supone eran ídolos. En estos zemi, habita el espíritu de un poderoso cacique difunto.Los zemi eran utilizados para dominar a los espíritus de la naturaleza y de los antepasados, a fin de obtener poder sobrenatural. Se les atribuían poderes especiales. Cada persona se jactaba de que su zemi era el mejor y había una historia que explicaba su origen, personalidad y poderes, muchas veces en forma de canción.

Los poderes de los zemies variaban. Algunos influían sobre el tiempo; otros sobre los hechos futuros; otros regulaban las cosechas, mejoraban la caza o la pesca y producían riqueza, o ayudaban a las mujeres en el parto.

Cuando los primeros misioneros españoles preguntaron a los indios sobre sus creencias, éstos dijeron que creían en un poder superior sin nombre, que vivía en los cielos y era toda bondad. Consideraban a la tierra como una madre indulgente, que les proveía de todo lo necesario para la vida. El sol, la luna y otros cuerpos celestes eran humanos. El sol era varón, mientras que la luna era mujer. Los caciques y shamanes usaron la cohíba para comuniquarse con los espíritus y sus ancestros.

El Zemi de “La Cueva” en la Playa Limon nos sirve como un ídolo te buena voluntad, en recuerdo a sus ancestros Taínos, para que exploramos, disfrutemos y preservamos este paraíso terrenal en la región de Miches!

o

Arte del Caribe Precolombino

Fray Ramón Pané y el Universo Taíno en el Museo Barbier-Mueller de Barcelona

Esta exposición presentará más de cincuenta piezas muy valiosas del British Museum de Londres, del Museo de América de Madrid y de la colección del Museo Barbier-Mueller de Arte Precolombino de Barcelona, para que podamos acercarnos a los elementos de la vida cotidiana y al mundo imaginario de los taínos.

duho-de-800-dc-blogLa muestra, titulada El Caribe precolombino, Fray Ramon Pané y el universo taíno quiere también rendir homenaje a este religioso catalán de la orden de los Jerónimos que llegó a la isla La Hispaniola en el segundo viaje de Colón. El fraile aprendió la lengua de los taínos y escribió Relación sobre las antigüedades de los indios, un pequeño y preciado libro cuyo original se perdió.

En el libro, que se conoce gracias a reproducciones en documentos de otros cronistas de la época, Ramon Pané relataba los mitos que le explicaban los taínos sobre el origen del sol y de la luna, la creación del mar y los peces y la aparición de los hombres en la isla.

Muchas de las obras de arte más preciadas de esta muestra se caracterizan por mostrar órganos sexuales masculinos como símbolo de fertilidad, como un dúho del ano 800 dC. encontrado en la isla La Hispaniola que es el único ejemplar que conserva las incrustaciones de oro en sus ojos, boca, orejas y hombros.

Otras piezas servían para depositar un alucinógeno llamado cohoba con el que hacían una ceremonia. Una de ellas es un hombre-rana con una plataforma redonda donde se colocaba el alucinógeno y con un rostro de grandes canales lacrimosos, muestra de estar sumido en un estado alucinatorio.

Estos objetos de piedra, de madera y de cerámica hablan de las costumbres, las creencias y los mitos de este pueblo que encontró Colón cuando llegó por primera vez al Nuevo Mundo.